Ceremonia Marzo 2017

 Toma tu "Cruz" en el "Laberinto" de tu vida.

Por Julio Camargo

 

Así  como el más moderno pendrive puede guardar en sí mismo la fórmula de un gran secreto, o una computadora cobija detrás de la clave que es manejada sólo por su dueño, todo cuánto él no desea que se conozca, del mismo modo los símbolos encierran en sus líneas valores extraños que solamente pueden descifrar aquellos entendidos que se han ocupado de intentar traducir a la realidad conciente, los significados que presentan sus inmortales verdades. Si los hombres tuviésemos hoy que expresar gráficamente la unión de lo divino con lo material, o sea, el cielo con la tierra, no encontraríamos manera  más sencilla de lograrlo que trazando una línea vertical y tendríamos la Voluntad divina, unida  “a las pequeñas voluntades de los hombres”. Pensemos que ahora 

deseamos señalar un punto para dividir esa línea y expresar con eso  que ha tenido lugar en  nuestra vida, la concientización expresada en el Padre nuestro: “Venga a nosotros tu Reino”, o del mismo modo  que la Gran Invocación lo declara  en el deseo cuando dice “Que Cristo retorne a la tierra” y marcamos ese punto justo en el centro de la línea vertical. Luego cual dividiésemos un cuadrado en cuatro partes, atravesamos esa línea con otra  de igual tamaño y surge ante nuestra vista una cruz equilátera.  Es entonces cuando el Cielo y la Tierra unidos por la armónica luz del entendimiento, contemplan el pasaje del amor, posibilitado por la esperada conciencia de un Espíritu Santo. Y el antiguo adagio filosófico de “Dios  geometriza” cobra el significado real  que ha trasmitido siempre en la multiplicidad de siglos que contemplan  su existir.           En  este encuentro de hoy podemos observar   en el simbólico centro que en muchos anteriores  ha ocupado la Chalana u otros símbolos, esta vez es el laberinto. Tengamos bien presente que en nuestra propia vida  cada uno de nosotros, transitamos por ese laberinto en la búsqueda afanosa de nuestro propio Santo Grial, aún cuando no tengamos mucha conciencia de que lo estamos haciendo.  Y es esa la joya que nos aguarda cual merecido obsequio  para nuestros desvelos y ansias de superarnos y hacer de nuestras vidas, un sagrado propósito evolutivo, enmarcando un cuadro de amor y de paz mundial que no es otro que “el propósito que los Maestros conocen y sirven”.  Es nuestro deseo “Que la luz, el Amor y el Poder”, nos permita realizar con Perdón y Bendición el sagrado retorno al Padre Celestial que aguarda anhelante en el cálido centro de nuestro Corazón.          

Así sea.  


Ceremonia Marzo 2016

             Por Julio Camargo:

Dado lo reducido del espacio  y así como de nuestro humilde y limitado conocimiento del tema, es que nos referiremos al de la alquimia en lo que tienes que ver con nuestros Encuentros de Unificación, de los cuales festejamos hoy el décimo tercero.                 

            ¿Y….qué tienen que ver estas reuniones con la alquimia? ¡Mucho querido hermano!.... Mucho, si tenemos en cuenta que nos  hermanamos así, más concientemente  cada día y de que transitamos juntos un sendero de cambio el cual nos permitirá sacudir los lastres que impiden nuestra marcha, para alcanzar la total libertad interior, esa libertad que nos permitirá usar los valores sagrados y eternos que nuestro Padre en el Cielo nos regaló, cuando “nos creó  a su  imagen y semejanza”. Es pues nuestra tarea encontrar allí la ley de armonía para que su clave sea nuestra, a través de un exhaustivo  trabajo de auto transformación.

           ¿Cómo? Cuando por medio de una vida ética y un esfuerzo fecundo, logremos producir los valores que estarán sujetos al tiempo sí, pero que son imprescindibles en nuestra existencia humana. A la vez,  y en  acuerdo al segundo principio hermético que dice: “Como es arriba es  abajo”, intentaremos liberar esos valores que tan sólo aguaran la llamada espiritual divina, para iniciar el alquímico proceso externo. Es decir, primero adentro para después posibilitar el trabajo de afuera. Primero la Alquimia Espiritual y estaremos  preparados para dar comienzo a la alquimia material que será su reflejo. Dios ya nos regaló los materiales para producir los dos que al final, sólo son una. “Que la Luz, el Amor y el Poder, restablezcan el Plan en la Tierra”, dice la Gran Invocación.

         ¿Qué Plan? Hay un Plan divino en la mente de Dios y  El puso en  nuestras almas la fórmula de esa  Alquimia divina a la que hemos de alcanzar con esfuerzo y voluntad  para elevarnos por encima de nuestra capacidad física y comulgar con las fuerzas sagradas y eternas de la Sabiduría de la Luz. De este modo realizaremos la Gran Obra y lograremos comprender concientemente cuáles son los puntos que nos permiten                alcanzar el crecimiento interior. Esos puntos son símbolos, son mensajes cifrados que pueden cada uno ver hoy, aquí presentes en el interior de la Chakana.

          Y llegamos a la conclusión de que lo que llamábamos “vil gusano”, mediante el proceso de la metamorfosis, ya no se arrastrará más sobre la tierra.  Pues  convertido por ese proceso en mariposa y superadas ya, las trabas que le impedían hacerlo, volará en completa libertad hacia la infinita Luz. Las leyes de la alquimia señalan ese instante santo cuando el volátil mercurio, luego de recibir la bendición de Dios (“catalizador” eterno) se une al azufre impulsado por el fuego poderoso que está presente en el mismo.                     

           Azufre, Mercurio y Sal con elementos que estuvieron, están y estarán siempre en los laboratorios de los místicos, de los filósofos y de los sabios.

            Pero,…debe comprenderse que ese Poder liberador, espera en lo interno de cada uno de nosotros, el momento en que superemos nuestros burdos deficientes y mezquinos pensamientos humanos, posibilitando con esa actitud la apertura de conciencia necesaria para  que “Cristo retorne a la Tierra“  en cada corazón y nos otorgue el regalo del alquímico tesoro como lo es el producto eterno de su Amor y de su Paz.

          Así sea.

Fotos de esta ceremonia

Video de esta ceremonia



Ceremonia Setiembre 2015

Por Julio Camargo:

Han transcurrido…….años desde aquel bendito…..en que por primera vez nos reunimos llenos de esperanzada intención. Hoy como ayer, acercamos a vosotros nuestro fraterno abrazo de paz, con idéntica fuerza y renovado afán agradecido. Pretendemos reafirmar una vez más el compromiso responsable y hermanado que buscan afanosos sin abrigar deseos de logros materiales o egoístas, los hermanos de los grupos de Buena Voluntad Mundial, en todos los sectores de la convivencia humana en la faz de la Tierra. Y en estas palabras que aparecen subrayadas, se encuentran las causas que han de fabricar los efectos de la separación, del odio, de los enfrentamientos, la crueldad y la antipatía, las guerras, la confusión, la codicia y el afán por el bien ajeno, en una palabra, la total desaparición de la paz y del amor, que fuera el más maravilloso regalo que recibiéramos de nuestro Padre Celestial. Y para intentar combatir el rencor y la miseria que esos estados generan, es que la Buena Voluntad se pone en acción en el Mundo entero; y no es una utopía, la podemos ver ahora mismo aquí, en nuestro entorno. La vemos en la esperanzadora alegría que brilla en los ojos de cada Hermano que hoy nos acompaña, en la inocente mirada del niño y en la pura manifestación de la naturaleza que nos da la bienvenida. Antes mencionamos las palabras “material y egoísta”….., sí, somos materia, somos “polvo de la tierra” que lo es nuestro cuerpo, el cual está vivificado por el aliento de vida que Dios sopló en nuestro rostro para que así nos convirtiésemos en un “alma viviente”, es decir una parte de Dios, habitando un cuerpo de carne. Somos pues, Almas Divinas, “imagen y semejanza” de nuestro Creador, viviendo en una humilde “cabaña material” construida con polvo de la Tierra, por el tiempo humano que Él lo considere conveniente. Ya no somos “polvo” solamente, por la Gracia de Dios, lo perecedero, lo cambiante y limitado, recibió el soplo de lo divino y de lo eterno, algo sagrado nos regala la individualidad y desde ese momento en adelante, deberemos comportarnos en acuerdo a nuestra condición de materia bendecida, con el don de la eternidad. Pero tendremos que esforzarnos por alcanzar a comprender que somos un individuo doble, que a partir de ese regalo somos “indivi-dualidad”. Y ahí nace nuestro ego, o sea, dotamos de vida a algo que no tiene, pero que comienza a tenerla en nuestra mente para crear la disculpa del por qué nos hemos separado de Dios y porque tenemos su “castigo”. ¿Cómo puede el Hijo e Dios, hecho a “imagen y semejanza” de su Padre, cometer pecado? El polvo de la tierra convertido en el ego, desea continuar reflejando el carácter inestable y egoísta del material del cual proviene, que es del plano molecular y atómico y tira de nosotros hacia abajo, hacia lo cambiante, lo limitado, a lo que se transforme, en tanto, la Voluntad Divina intenta señalarnos hacia arriba, el divino sendero del retorno a nuestro verdadero Hogar. Lamentamos que el espacio limite la extensión de este interesante tema y logremos entender como el error del temor a un “castigo” imaginado, ha dado “vida” a algo, que no tiene existencia más allá del miedo y del error que originó su creación. Pero sólo tengamos presente esto: no luchemos contra la dualidad (léase ego) y procuremos abrir las puertas de nuestro ser interior, a la energía de Verdad Divina que contienen aquellas inigualables palabras Maestras de: “Amaos los unos a los otros”.Hagamos que la riqueza de esa frase, sea la fecunda sembradora de la Luz y del Amor, para que eso sea lo que despierte el florido jardín espiritual, que duerme en cada corazón humano. Así sea.

Fotos de esta ceremonia.

Video de esta ceremonia.



ceremonia marzo 2015

Por Julio Camargo:

Dice una conocida canción: “Yo tengo tantos Hermanos, que no los puedo contar”.

Pero escuchemos también ésta inspirada oración: “Soy uno con mis Hermanos de grupo”. Y este es el grito de Gloria expresado en el sentir del corazón de la Humanidad en ésta Nueva Era. Sale de las gargantas de los seres humanos que han comprendido la profunda y bendita realidad de la mencionada afirmación. Y es ésta la intención que nos congrega una vez más en este lugar, donde la energía potente que nos regala cada piedra, cada vegetal, el aire que respiramos y los tibios rayos del sol, posibilitan la magia espiritual de la Creación entera, que es la Verdad que expresa en el plano de la materia la obra sagrada del Padre Celestial, y acudimos a este Encuentro deseosos de transmitir al Mundo a través de una humilde ceremonia de amor y paz, todo ese sentimiento en tanto recibimos el que nos envían nuestros Hermanos de toda la faz de la Tierra.

 

Hagamos pues un alto para nuestras preocupaciones e ideas humanas y vayamos unidos y en paz a fortalecer el vínculo sagrado que nos conecta con la sublime vibración de la energía Universal, regalo bendito de nuestro Padre en el cielo. No estamos aquí para generar dudas, desconfianza o protestas. Si estamos, para producir y expandir la armonía que es el derecho de toda Hermana y Hermano que hoy ha venido con la intención de trasmitirla a todo el Universo. Sea pues en cada uno de vosotros, nuestro deseo y bienvenida de unidad y de paz con el firme propósito de extender cuanto podamos, esta intención que hará posible la felicidad del Nuevo Hombre, que en esta Era Acuariana poblará la tierra.

 

Que la bendición Divina llegue a todos, es el anhelo de quienes les reciben con gratos deseos de compartir nuestras más amorosas inquietudes y nuestros más caros proyectos.

 

Así sea.

Fotos de esta ceremonia

Videos de esta ceremonia.



Continuamos cargando material de las Ceremonias anteriores, mientras tanto puedes ver nuestro Facebook